Repaso no exhaustivo de 2023 (Parte 2)

Como forma de arrancar el 2024, nada mejor que planificar lo que viene sabiendo lo que dejamos atrás.

Nacional 03 de enero de 2024 Javier Boher Javier Boher
2024-01-02-schiaretti

Por Javier Boher
[email protected]

ABRIL.

El mes arrancó con uno de los mayores actos de autohumillación del presidente Fernández, uno de esos momentos en el que no sabíamos si nos estaba tomando el pelo o si era tan tonto como para mostrarnos con crudeza su falta de criterio, al declarar sobre su relación con Vladimir Putin que al entrevistarse con el líder ruso él le dijo muchas cosas. Al ser interrogado sobre cuál era la respuesta del aludido, Fernández dijo que Putin no hablaba, pero que lo escuchaba. Vergüenza ajena.

Como todo lo relacionado al presidente más decadente de nuestra historia, un par de semanas después dijo que, si lo tuviesen que interpretar en el cine, a él le gustaría que lo hiciera Robert De Niro, un delirio propio de un ser incapaz de entender su verdadero lugar en la historia. Por suerte fue en este mes que decidió bajarse de la elección, lo que fue festejado por todo el país como se festejó el mundial, sin distinciones partidarias.

Las cosas en el mes no mejoraron mucho. Ante una protesta de colectiveros en Buenos Aires, el secretario de seguridad de la provincia, Sergio Berni, quiso ir a hacer su habitual papel de Rambo, pero cobró como el ruso de Rocky. Las cosas ya se empezaban a complicar en un país que seguía viendo cómo subía la inflación, al punto que en Clorinda los formoseños preferían cobrar en guaraníes antes que en pesos, mientras que en la city porteña había allanamientos en cuevas. Para tranquilizar a la opinión pública, la amarillenta receta de Gelbard: acuerdo de precios y salarios.

El mes tuvo otros hechos importantes, como las elecciones en la Patagonia, donde se empezaba a ver el castigo popular al kirchnerismo. Encima en Río Negro explotó un escándalo de transferencias millonarias al Movimiento Evita, que los dejó aún peor parados. Para revertirlo, retomaron la iniciativa con el intento de suspender la Ley de Alquileres y con la aplicación de la Ley de Etiquetado. Con lo primero no pudieron hacer nada, y con lo segundo se ganaron el rechazo de buena parte de la opinión pública, que se la pasó discutiendo sobre esos octógonos negros y la desaparición de conejos, tigres o nenes de los paquetes de comida. Un brote de gripe aviar asustó a todos, hasta que una avícola se plantó contra el SENASA y demostró que los exámenes habían estado mal hechos. Otro fallo del Estado presente desacreditándolo frente a la gente. Un misterio por qué prendió el discurso libertario.

 

MAYO

Arrancaron el mes demostrando el miedo a la inflación. ¿Resolverla? ¡De ninguna manera! Decidieron mover la fecha de difusión del dato para que no salga justo antes del superdomingo electoral. Por presión social terminaron dando marcha atrás, pero dejaron bien en claro el temor a la economía. Este mes se lanzó finalmente el billete de $2.000, un homenaje a la inflación: hoy compra menos de la mitad de lo que compraba entonces y los cajeros siguen sin reconocerlos, un papelón a tono con la gestión en general.

Se siguieron sumando los anuncios para la elección presidencial, porque se subió Schiaretti a la campaña y se bajó Cristina. Fue el momento de empezar a insistir con que Wado de Pedro iba a ser el candidato del kirchnerismo, deseo frustrado por las ganas de Massa un poco después. El que estaba con muchas ganas de ser presidente era Larreta, que quedó mal parado después del affaire de la Fanta, donde todos los votantes que se expresaban a favor de él en un móvil televisivo estaban con una botella de dicha gaseosa en las manos.

Este mes fue cuando la Corte Suprema suspendió las elecciones en San Juan y Tucumán, cuando Cristina tuvo su cruce con Martín Lousteau por la 125 y cuando la CGT sacó una carta contra la oposición. Finalmente Alberto iba a terminar sin un paro general convocado por la central obrera, el único caso de la etapa democrática.

Probablemente una de las cosas más habladas del mes fue los del programa MenstruAR, donde pretendían que el Estado pague por toallitas, tampones, copas menstruales y demás elementos de higiene femenina. Tan pobres quedamos que hasta eso se convirtió en un lujo en este país.

A nivel local tuvimos el debate sobre la creación de una policía municipal.

 

JUNIO

Este mes fue un envión para el cordobesismo, porque Larreta propuso sumar a Schiaretti a Juntos por el Cambio. No le fue bien, pero además potenció su imagen en todos lados. Este mes fue el del triunfo de Llaryora, que se convirtió en gobernador de la provincia. Por primera vez en casi un cuarto de siglo hubo renovación en Córdoba.

A nivel nacional la cosa estuvo brava: protestas en Jujuy por la nueva constitución y el caso del asesinato de Cecilia Strzyzowski en Chaco empujaron al rebranding del kirchnerismo, que desde ahora iba a ser Unión por la Patria. Así se inscribieron para las elecciones y presentaron las listas. Quedábamos listos para empezar el ciclo de elecciones nacionales.

Te puede interesar
2024-02-29-milei

El ajuste afecta más a los jubilados que a las provincias

Redacción Alfil
Nacional 01 de marzo de 2024

Aunque la tensión entre Milei y los gobernadores es inédita, la contribución al superávit financiero de la Nación que hizo el recorte las administraciones subnacionales es marginal al lado de la reducción en el valor real de las prestaciones sociales.

Lo más visto
srt (1)

SRT-UNC: aprueban retiros y jubilaciones anticipadas

Francisco Lopez Giorcelli
Universidad 28 de febrero de 2024

En la primera sesión del Honorable Consejo Superior de este año se avanzó con la reestructuración del multimedio público que gestiona la Universidad, en un primer momento se busca avanzar con retiros y jubilaciones anticipadas para luego establecer un procedimiento preventivo de crisis.

Milei Foto

El cordobesismo extraña la vieja grieta

Gabriel Silva
Provincial 01 de marzo de 2024

En la previa de los discursos de Milei en el Congreso y Passerini en el Concejo, la semana doméstica estuvo atravesada por el rechazo del gremio docente a la propuesta de Llaryora, la expectativa local a lo que diga el Presidente y los lazos, cada vez más aceitados, entre el PRO y el peronismo mediterráneo.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email