El cordobesismo levanta “vaca viva”, primera bandera de campaña nacional

El diputado Gutierrez dijo en su exposición en Diputados que “hay un RIGI para Vaca Muerta pero no uno para la Vaca Viva”, en una metáfora sobre el peso de los impuestos para la zona núcleo. “Son dos modelos de acumulación y de política distintos”, aseguran los cordobesistas. Qué hay detrás del reclamo, ahora frente a Milei.

Provincial 01 de julio de 2024 Bettina Marengo Bettina Marengo
ilustra-schiaretti-maestrulo

Por Bettina Marengo

El cordobesismo votó sin sorpresas en Diputados, ley Bases con las modificaciones que hizo el Senado y en el paquete fiscal la restitución de Ganancias y los cambios pro blanqueo (pro ricos) en Bienes Personales, pero buscó sembrar un punto de diferenciación con el gobierno de Javier Milei en lo que hace a su modelo de acumulación versus el modelo que propone el esquema político Córdoba que tiene en el vértice a Juan Schiaretti y al gobernador Martín Llaryora. 

“Hay un Rigi para la Vaca Muerta pero no hay un Rigi para la vaca viva”, metaforeó la principal espada del exgobernador en la cámara baja, el diputado Carlos Gutierrez, en su exposición durante la sesión del jueves pasado. Se refería al Régimen de Incentivos para Grandes Inversiones que aprobó el Congreso con Bases, que contempla beneficios impositivos, aduaneros y cambiarios para grandes inversiones extranjeras y nacionales, con foco en el sector minero y la explotación de Vaca Muerta. 

El riocuartense no modificó su voto sobre el Rigi, ni el del bloque Córdoba Federal, espacio que integra el interbloque Hacemos Coalición Federal, pero dejó expresado que “la vaca viva” de la zona núcleo agroexportadora y agroindustrial es la que “luego de la expoliación de veinte años del kirchnerismo”, sigue financiando el equilibrio fiscal en la era Milei mientras espera su propio Rigi. No lo dijo, pero en la “vaca viva” de la Región Centro y provincia de Buenos Aires vota mucha más gente que en los distritos petroleros, gasíferos y mineros, todo un dato político.

Gutiérrez tenía preparado su parlamento para sentar posición sobre el modelo Córdoba de cara a las futuras definiciones políticas de las elecciones de medio término, pero sobre todo para la proyección hacia el 2027, quien quiera que Hacemos por Nuestro País, el sello del schiarettismo nacional, defina sea el presidenciable. “Desde el punto de vista de la acumulación política, no es lo mismo un modelo extractivista que otro basado en la producción, la siembra, la cosecha”, deslizan. En off, destacan que de las empresas potencialmente beneficiarias del Rigi, solo el 3% de las nacionales están en condiciones de usar el sistema, lo que se opone al gran conglomerado de firmas nacionales grandes medianas y chicas que se dedican al agro. “Que se sepa, Urquía sigue estando en General Deheza”, indican. Hasta ahora, el presidente Javier Milei ha prometido rebaja y/o quita de retenciones, pero en concreto no avanzó en esa línea. De hecho, la primera versión de ley Bases contenía más impuestos para producciones consideradas regionales. 

El planteo de Gutierrez renovó la bandera clásica del cordobesismo en contra de las retenciones al sector agropecuario y la sanción de la demorada ley de Biocombustibles que proponen los cordobeses y santafesinos hace tiempo. A eso, le suman ley de semillas e infraestructura para sacar producción al Pacífico. Aunque el diputado haya aclarado que son “bienvenidas las inversiones que traiga el Rigi”, en la base está el antiguo reclamo de Schiaretti al kirchnerismo, al que en la crisis por la Resolución 125 acusaba de “extractivista” por su origen patagónico y minero, e incapaz de entender matriz productiva y las características de la zona húmeda vinculada al campo. La pelea con los K fue escalando a medida que daba resultados electorales en la provincia, pero a partir de esa matriz. Ahora, tras la revalidación elector de Río Cuarto, el cordobesismo se prepara para plantar bandera nacional con los modelos económicos en pugna. “Este modelo de acumulación (de Milei) tiene que ser complementado con uno que contemple la vaca viva, que es el sujeto más dinámico del desarrollo del capitalismo en la Argentina”, sostuvo el diputado, y recalcó que detrás de un modelo de acumulación hay “un modelo de poder”. Por ahora no lo dirá en público, pero los schiarettistas/llaryoristas empiezan a encontrar vasos comunicantes entre libertarios duros y kirchneristas. 

Nada es casual en la alta política y el planteo en contra de las retenciones al agro estuvo presente en el discurso de Llaryora la semana pasada en la reunión con sus pares de la Región Centro, el radical santafesino Maximiliano Pullaro y el macrista entrerriano Rogelio Frigerio. El gobernador retomó la agenda típica del cordobesismo: reclamo a la Nación por la deuda con la Caja de Jubilaciones local y los fondos que desde diciembre no transfiere, y un recordatorio sobre las retenciones que salen de la Región Centro y las divisas que genera la producción agropecuaria. En el caso del sanfrancisqueño, sin mencionar los beneficios para las grandes mineras: hace un mes estuvo en San Juan sentado en la Mesa del Cobre junto a los gobernadores de las provincias extractivistas, bancó el RIGI y las inversiones que con él vengan. Hay que sumar por todos lados.

Te puede interesar
Lo más visto
ilustra-fernandez-recibe-a-de-rivas-intendente

De Rivas inició su vínculo con el SUOEM-RC y se viene la paritaria

Gabriel Marclé
Río Cuarto 15 de julio de 2024

El intendente recibió a los directivos del Sindicato de Municipales y se estima que en los próximos días tendrá la primera negociación paritaria -que esperan sea bimestral. Relación dominada por la “vara alta” que dejó Llamosas con el 131% de aumento en el primer semestre y la prioridad del superávit.

asamblea-uepc (1)

UEPC: El Panal no cede y acorrala a la Celeste ante sus bases

Felipe Osman
Provincial 16 de julio de 2024

Resuelto a apostar al desgaste, el Centro Cívico asegura que no mejorará su oferta, y que sólo la reconfigurará, sin hacer nuevas concesiones. La conducción provincial del gremio deberá bajar una propuesta con cambios cosméticos a las bases, y queda expuesta a pagar un alto costo político en la previa de la elección de delegados.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email