Massa promete viaje “disruptivo” a Córdoba y evalúa opciones con el PJ

La del lunes podría ser la única visita del candidato de UP a Córdoba. Los renovadores quieren superar los 30 puntos en Córdoba y entienden que sólo con el oficialismo jugando a pleno lo conseguirían. Las variantes intermedias para que la provincia aporte lo suyo para el balotaje frente a Milei.

Provincial 02 de noviembre de 2023 Bettina Marengo Bettina Marengo
massa (7)

Por Bettina Marengo

Sergio Massa quiere hacer una visita “disruptiva” a Córdoba porque en principio, luego de la que está prevista para el lunes próximo, puede a la sumo haber otra, muy puntual. Como se adelantó ayer, hasta ahora la agenda indica que el candidato de Unión por la Patria irá a Río Cuarto, donde haría anuncios sobre aumento del porcentaje del corte de los biocombustibles, a James Craik, a un encuentro con cooperativas de la zona, y a Capital, a un acto de campaña con movilización de movimientos sociales, gremios y militancia peronista y cristinista. Al cierre de esta nota se definía el lugar para el acto.

El candidato/ministro de Economía buscará dar señales de un “nuevo trato” con el votante cordobés que optó en primera vuelta por el gobernador Juan Schiaretti, aunque en su entorno admiten que solo una parte de los 29 puntos del mandatario provincial es voto peronista. La intención de Massa es romper el consolidado voto anti K de la provincia, y para eso vendrá con el discurso de unidad nacional bien ajustado, alejado de las consignas K y amigable, por ejemplo, con el complejo agroindustrial con que se suele identificar el voto cordobesista. De ahí saldría lo “disruptivo” mencionado al comienzo.

En el búnker massista instalado en un hotel de la zona norte de la ciudad se habla de la necesidad de que el tigrense supere los 30 puntos en la provincia para incrementar las chances de derrotar a Javier Milei en el balotaje del 19 de noviembre.  A los fines del resultado nacional, Córdoba por debajo de los treinta puntos implicaría cargar demasiado el peso de la elección en la provincia de Buenos Aires, donde Unión por la Patria hizo 42,87% el 22 de octubre y el margen para crecer no es mucho, sobre todo con la oposición unificada.

Es un tramo largo desde los 13,6% que obtuvo el Renovador en Córdoba, y los responsables entienden que la marca se superaría sólo si el gobierno provincial, o concretamente Martín Llaryora como gobernador electo, juega abiertamente con el hombre del Frente Renovador. Es un escenario poco probable, y por eso la expectativa más realista es que “los gobernadores”, Juan Schiaretti y Llaryora, abran un corredor autorizado de cruce entre Hacemos Unidos por Córdoba y el massismo por donde pasen dirigentes significativos con pasaporte firmado por alguno de los dos, o ambos. 

Ese esquema está a negociar entre el armador en jefe de UP en Córdoba, el peronista Juan José Alvarez, y los delegados de Llaryora, que los hay. 

“Ahora vienen cada uno por su cuenta. Lo que necesitamos es que venga un colectivo lleno, manejado por los jefes”, grafican los massistas. Hasta ahora, lo que se ven son respaldos individuales de dirigentes del peronismo provincial, algunos de ellos muy festejados, como el caso de la vicepresidenta de la Legislatura, Nadia Fernández, el intendente de Alta Gracia, una de las ciudades grandes de la provincia, Marcos Torres, o la hija y la expareja de Jose Manuel de la Sota, Natalia de la Sota y Adriana Nazario. Que se mantenga esa modalidad del respaldo individual sin que haya reproches o advertencias a futuro para los que hagan pública su opción massista, es la expectativa de mínima que tienen en UP Córdoba.

En ese punto, un dato que atesoran los renovadores es el hecho de que el Movimiento Evita de Córdoba, aliado político del oficialismo provincial y ariete territorial en Capital de la senadora Alejandra Vigo, no sólo haya anunciado que jugará con Massa sino que se haya reunido con los armadores de la campaña para ponerse a disposición. “Es entendible”, habría sido la respuesta de la esposa de Schiaretti cuando la organización le avisó de la decisión militante para la segunda vuelta electoral.

Por su lado, el legislador Carlos Alessandri reiteró su “llamamiento” al peronismo a cerrar filas con Massa. “Cada día somos más los peronistas de Córdoba que nos expresamos por @SergioMassa”, escribió en Twitter, con un “palito” para Schiaretti y Llaryora. “Los que andan de viaje y no tienen apuro en definirse van a ser sobrepasados por la militancia. Y luego van a apurarse para buscar ayuda en el gobierno de unidad nacional”, señaló.

 

Lo más visto
ilustra-llaryora-y-francos-ruta-y-planos

Francos cerró con Llaryora el traspaso de obras claves para Córdoba

Yanina Soria
Provincial 13 de junio de 2024

El acuerdo firmado ayer en la Casa Rosada establece que la Nación transferirá un conjunto de obras hídricas, de saneamiento, viales y de infraestructura social que serán ejecutadas por la Provincia. Entre ellas, la ruta 19, la autovía Holmberg – Río Cuarto y la circunvalación en la ciudad de Villa María.

ilustra-milei-entrando-a-cordoba-con-carro-y-leones

Para los libertarios, la sesión del Senado consolidó el voto cordobés

Felipe Osman
Provincial 14 de junio de 2024

Los libertarios están exultantes. Aseguran que en Córdoba Milei consiguió condicionar a todo el arco político y consolidar el acompañamiento del electorado. Las primeras conclusiones de su rastrillaje en redes sociales apuntan a la quema del móvil de Cadena 3 como el “error no forzado” más grave del “kirchnerismo”.

intendentes (4)

Intendentes ex Juntos por el Cambio exploran vías de gestión

Carolina Biedermann
Provincial 14 de junio de 2024

Los intendentes de Sierras Chicas, pertenecientes al Ente Intermunicipal G6, se reunieron con Martín Menem en el Congreso de la Nación y esperan su visita en Córdoba para julio. En paralelo, Rodrigo De Loredo recibió a los de la UCR para gestionar servicios dependientes de Nación.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email