El oficialismo cierra filas sobre Llaryora y defiende el ajuste de Córdoba

Los generales de Llaryora salieron en operativo protección frente a las acusaciones de Milei y la presión por el ajuste. Schiaretti no se expidió, pero el llaryorismo dice que Vigo es la mensajera. El temor al veranito de De Loredo y Juez incluso por fuera de sus espacios políticos.

Provincial 27 de febrero de 2024 Redacción Alfil Redacción Alfil
llaryora

Por Bettina Marengo

El oficialismo provincial cerró filas en torno al gobernador Martín Llaryora y salió en pleno a defender la posición del jefe del Panal frente al ajuste que el presidente Javier Milei impone a las provincias. El mensaje no es solo de aval a la defensa de los intereses de Córdoba y a la figura del mandatario cuestionada por el Presidente, que no alcanzaría ante el electorado y la oposición local, sino que está vinculado a las cuentas “en orden” de la Provincia, que el libertario exige ajustar.

Llaryora tiene sobre sí la paradoja de que la pelea con Milei lo daña internamente, las encuestas lo indican, pero lo beneficia en su construcción nacional. En esa contradicción hará equilibrio y en enfocará en la seguridad de la gestión, y en dos semanas irá a visitar al círculo rojo que lo espera en su primer almuerzo como gobernador en la Fundación Mediterránea. 

Ayer encabezó en el departamento Juárez Celman el acto oficial del inicio del ciclo lectivo 2024, mientras sus lugartenientes le hacían el cerco político en las redes sociales y en los medios. El exgobernador Schiaretti no se expresó, pero en el llaryorismo leyeron las palabras de respaldo de la senadora Alejandra Vigo, su esposa, como un subtexto del anterior mandatario. “Son un equipo”, interpretaron. “Por ahora alcanza”, agregan. 

Vigo se manifestó con críticas a Milei como representante de Córdoba por el PJ en la cámara alta. Ayer firmó junto al bloque Unidad Federal un pedido de sesión especial para que el Senado trate el DNU 70, junto al correntino Carlos “Camau” Espínola, jefe del bloque, y el correntino Edgardo Kueider, de Corrientes. Se sumaron el fueguino Pablo Blanco y un grupo de senadores que reportan a los gobernadores de Misiones, Hugo Passalacqua, de Rio Negro, Alberto Weretilneck, y de Santa Cruz, Claudio Vidal.

El ministro de Gobierno Manuel Calvo, acostumbrado a secundar al exgobernador Juan Schiaretti como vicegobernador, fue la primera línea de fuego del Panal. Luego salieron otros pesos pesados como la actual vice Myrian Prunotto, el intendente de la Capital, Daniel Passerini, y el presidente del bloque oficialista en la Unicameral, Miguel Sciliano. A partir de ahí, efecto contagio en redes sociales en el funcionariado de abajo, porque el llaryorismo jura que no se pidió el tuiteo sincronizado. 

Calvo buscó refutar la acusación de moda en la política argentina: el remoloneo para el ajuste de parte de “la casta”. Dijo el funcionario que Córdoba achicó ministerios, que redujo sueldos de la planta política y que cerró paritarias con los gremios estatales guiadas por la recaudación, esto es, a la baja respecto a la inflación. Cosas de la era motosierra, hoy es una cucarda lo que antes era un flanco. Además, salió al cruce de las acusaciones de Milei con respecto al gasto en pauta publicitaria por parte del gobierno, cuestionamiento que es tierra fértil para el posicionamiento de la oposición local, con Luis Juez y Rodrigo de Loredo a la cabeza, cuya influencia el oficialismo ve más allá de Juntos por el Cambio. Por la militancia anti retenciones del cordobesismo, molestó y mucho en el Panal el documento que sacó la Sociedad Rural de Jesús María, donde su ex presidente, el exintendente y actual diputado radical Luis Picat, tiene base. El fin de semana, tras un debate interno, la entidad emitió un comunicado con duras críticas al gobierno de Llaryora, que según fuentes muy de mesa chica del cordobesismo son “calcadas de las opiniones de De Loredo”, en obvia referencia al alineamiento de Picat en el orden local y nacional. “Si de descontrol se trata, nada mejor que la provincia de Córdoba”, señala el texto , que apunta al supuesto desmanejo del Fondo de Desarrollo Agropecuario (FDA) que funciona en Córdoba y que administra el 90% de los impuestos que paga el sector rural. Además, se mete con la estructura gubernamental de Llaryora, la reforma del Tribunal de Cuentas y la Agencia Córdoba Agro, creada por ley pero no constituida por el DNU 70 de Milei y el gasto publicitario.

En el oficialismo, además de la mano política, hablaron de una interna al interior de Cartez, donde está la Sociedad Rural. Lo cierto es que ayer la Confederación Rural de la Tercera Zona, la Sociedad Rural Argentina y la Federación Agraria Argentina emitieron un contratexto favorable a Milei pero también al gobierno de Córdoba, titulado “No todo es lo mismo”. En el documento, las integrantes de la Mesa de Enlace realzaron el FDA, un fondo creado para que los productores del agro se aseguren que sus impuestos provinciales son usados estrictamente para el sector, privilegio que no tiene ningún otro contribuyente de la provincia. Como sea, la entidad le comunicó al ministro de Agricultura, Sergio Busso, que estaba en marcha el apoyo.

Mientras, en la Legislatura asoman proyectos para hacer visible el reclamo de Llaryora por el Fonid que Milei dejó de pagar a las provincias, causa que, al menos hasta el miércoles, le sirve de telón frente al malestar docente por los salarios no actualizados. Dos legisladores de Hacemos Unidos por Córdoba, la peronista Nadia Fernández y el socialista Matías Chamorro, impulsaron sendas iniciativas solicitando al Ejecutivo nacional que extienda la vigencia del Fondo de Incentivo Docente. Mañana el oficialismo intentará tratar sobre tablas una iniciativa unificada.

 

Te puede interesar
socialismo

El socialismo tendrá su “Pacto de Mayo” en Córdoba

Yanina Soria
Provincial 12 de abril de 2024

En el marco de un encuentro por el cambio climático que se realizará hoy en esta Capital, el partido que nacionalmente conduce Mónica Fein tendrá su propia cumbre política. En agenda, reunión con el gobernador Martín Llaryora y la vice, Myrian Punotto.

Lo más visto
ilustra-de-rivas-con-cartel-y-llamosas

Llaryora llegó al Imperio en plena campaña: sutil apoyo a De Rivas

Gabriel Marclé
Río Cuarto 11 de abril de 2024

El gobernador lanzó la Guardia Local de Prevención y adelantó más acciones en materia seguridad, en consonancia con la campaña por la intendencia. Llaryora le guiña a De Rivas, pero llama a lograr la unidad peronista. Se prevén visitas más frecuentes del mandatario cordobés, quien comenzará a jugar fuerte desde mayo.

siciliano mesa chica 1

#MesaChica Siciliano: “algunos en Córdoba están esperando que a Llaryora le vaya mal”

Redacción Alfil
Provincial 11 de abril de 2024

El jefe del bloque Hacemos Unidos en la Legislatura pasó por el streaming de Alfil y dijo que “son los mismos que le hacen cosas que a Milei en lo nacional no”. Ratificó que el gobernador les pidió que respalden al Presidente y responsabilizó al juecismo por Tribunal de Cuentas: “hay familias que sufrieron temporales y duermen en albergues porque no se aprueban expedientes”. Qué dijo de Avilés y de Gill.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email