Arrancó la era De Rivas: convocatoria al diálogo y “vara alta”

Antes de pronunciar su discurso en el Teatro Municipal y jurar como intendente, De Rivas aseguró que Llamosas “deja la vara alta”. El flamante intendente abrió su gestión con guiños dialoguistas hacia la oposición. Myrian Prunotto, Manuel Calvo, Daniel Passerini y Miguel Siciliano, entre los presentes.

Río Cuarto 03 de julio de 2024 Julieta Fernandez Julieta Fernandez
de rivas sau

Por Julieta Fernández

Guillermo De Rivas juró como intendente en el Teatro Municipal frente a los nuevos concejales y la flamante presidenta del Concejo Deliberante, Ana Medina. Acompañado de Juan Manuel Llamosas, De Rivas llegó al Teatro Municipal y sus primeras palabras antes de la asunción apuntaron a elogiar al intendente saliente. “Deja la vara muy alta por su gran gestión” dijo en alusión a los ocho años de Llamosas al frente de la Municipalidad. 

Llamosas lo antecedió en la palabra antes del juramento, y en un breve discurso (según expresó, para no “robarle protagonismo” a su sucesor) dijo: “Vuelvo a casa con la satisfacción de haber puesto todo mi esfuerzo y mi trabajo” y a De Rivas le manifestó: “Vas a ser un excelente intendente”. En las primeras filas, se encontraba  la vicegobernadora, Myrian Prunotto, así como también al ministro de Gobierno, Manuel Calvo, el legislador Miguel Siciliano y el intendente de Capital, Daniel Passerini. 

Tras la jura frente a los nuevos concejales (en la que juró “por el amor de la Pepa”, en alusión a su madre), De Rivas tomó el micrófono para dar el primer guiño dialoguista. Cabe señalar que el ex candidato a intendente de Primero Río Cuarto, Gonzalo Parodi, se encontraba en el público presente. “Sé que hubo propuestas superadoras a las mías. Me voy a tomar el atrevimiento de tomarlas sin recelo, de hablar con los candidatos y sus equipos técnicos. Seguro a través del diálogo con ellos voy a poder enriquecer las propuestas que nosotros trajimos. Estoy convencido de que todos queríamos lo mismo: un mejor Río Cuarto para todos”, indicó. 

De Rivas reiteró que convocará a todos los concejales y gente de su propio equipo para “que nos demos la posibilidad de gestionar de manera diferente porque nuestra relación incide en el bienestar de la gente y hay que estar a la altura de lo que nos demandan”.  

“No me importa aquel que no me haya votado, yo voy a gobernar para cada uno de los riocuartenses. Este nuevo modo de hacer que propongo es el consenso, diálogo, con participación y un enorme compromiso de todos”, dijo el nuevo mandatario municipal en el primer tramo de su discurso que tuvo varios minutos destinados a la idea de trabajar con las distintas fuerzas políticas en línea con cierto discurso “anti grieta” que también ha pronunciado el propio Martín Llaryora. 

El gobernador, quien no pudo estar presente, inevitablemente tuvo una gran incidencia y participación en la campaña electoral de Guillermo De Rivas (además de que el triunfo local también le permitió fortalecer su imagen en el interior provincial). De Rivas destinó un momento de su alocución para hablar sobre el vínculo con el gobierno provincial. “He encontrado en el gobernador a un hombre que escucha, que comparte la misma pasión, que quiere acompañar ese proceso de cambio y que seamos parte”, señaló. También hizo mención al “Gringo” Juan Schiaretti, con quien se reunió una semana antes de la elección y cuya participación en el último tramo de la campaña implicó un fuerte espaldarazo a quien resultó electo el pasado 23 de junio. 

El nuevo intendente también hizo mención al trabajo en conjunto con los intendentes de la región. Entre los presentes se encontraba Gianfranco Lucchesi (Las Higueras), Maximilino Rossetto (Holmberg), Walter Perrone (Coronel Baigorria), Germán Martini (Las Acequias), Flavia Bonelli (Suco), entre otros dirigentes del sur como el legislador departamental por la UCR, Ariel Grich.

Entre los compromisos asumidos por De Rivas y que fueron mencionados en este primer discurso oficial, puso especial énfasis en la seguridad. Fue el primer eje mencionado y, aunque evitó dar nombres de quien conduciría la secretaría abocada al tema, fue tajante en algunas expresiones: “No voy a descansar hasta que cada uno de ustedes pueda vivir en paz y no va a haber un momento en el que cada una de mis acciones no estén pensadas para que ustedes vivan más tranquilos”, dijo efusivamente. También hizo alusión a los programas de oficios y al centro de tratamiento de adicciones “para que todos puedan tener su proyecto de vida”.

Sobre la demanda habitacional, aseguró: “Voy a cumplir con los 1000 terrenos en la ciudad, con servicios, accesibles y en cuotas” y prometió que en los próximos días comenzará a gestionarse la adquisición de la superficie para los 200 primeros lotes. Mencionó también el plan “1000 calles” que implica 500 cuadras de pavimentos y 500 de cordón cuneta y aseguró que se hará un pronto llamado a licitación para dichas obras. 

En alusión al transporte, reafirmó que se quitará el sistema de trasbordo. “Hay que saber que hemos hecho cosas que funcionaron y otras que hay que revisarlas. El transporte demanda una revisión”, planteó el mandatario. En esta oportunidad, aprovechó de lanzar el primer guiño de trabajo conjunto con su par de Córdoba, Daniel Passerini, a quien le manifestó que “seguro me verán peleando junto a Dani para que ese aporte de este servicio básico tenga lo que se necesita para poder sostenerlo y no caiga sobre el esfuerzo de las arcas municipales”.  

Sobre el cierre de su alocución y tras señalar algunos de los compromisos para los próximos cuatro años, De Rivas reiteró la “vara alta” que le dejaría la gestión Llamosas. “La cuentas en orden durante siete años son fruto del enorme esfuerzo de los riocuartenses”, dijo y reiteró su promesa de rebajar del 20% al 30% los impuestos a los contribuyentes cumplidores, así como también la exención impositiva por un año a los nuevos comercios y pymes. 

De Rivas cerró su primer acto oficial al igual que varias de sus intervenciones en debates o actos de campaña: mencionando su relación con el básquet y el club Atlético Banda Norte. Entre varias expresiones como “me voy a comer la cancha”, el intendente dijo: “El deporte me formó y trasladé eso a la gestión pública: planificar y ser estratégicos para tener el mejor resultado, ser autocrítico para no cometer los mismos errores, transpirar la camiseta y sobre todo, entender que el rival o contrincante no es el enemigo”, dijo evocando nuevamente la línea “dialoguista” con la que abrió su primer discurso como intendente de Río Cuarto.

Te puede interesar
concejo-rio-cuarto

Se arma la puja del poder opositor de un Concejo “en veremos”

Gabriel Marclé
Río Cuarto 17 de julio de 2024

La dinámica legislativa de cuatro bloques se encuentra a la espera de temas para comenzar con la agenda fuerte del año. La oposición se define entre dialoguistas, fiscalizadores y malos comienzos. Llegan proyectos, pero no del Ejecutivo: la asunción sobre la hora sigue haciendo de las suyas.

Lo más visto
ilustra-fernandez-recibe-a-de-rivas-intendente

De Rivas inició su vínculo con el SUOEM-RC y se viene la paritaria

Gabriel Marclé
Río Cuarto 15 de julio de 2024

El intendente recibió a los directivos del Sindicato de Municipales y se estima que en los próximos días tendrá la primera negociación paritaria -que esperan sea bimestral. Relación dominada por la “vara alta” que dejó Llamosas con el 131% de aumento en el primer semestre y la prioridad del superávit.

asamblea-uepc (1)

UEPC: El Panal no cede y acorrala a la Celeste ante sus bases

Felipe Osman
Provincial 16 de julio de 2024

Resuelto a apostar al desgaste, el Centro Cívico asegura que no mejorará su oferta, y que sólo la reconfigurará, sin hacer nuevas concesiones. La conducción provincial del gremio deberá bajar una propuesta con cambios cosméticos a las bases, y queda expuesta a pagar un alto costo político en la previa de la elección de delegados.

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email